Daniel y Marcela se conocieron en Anapoima, y en ese momento la energía no fluyó entre ellos; solo un año después pudieron limar asperezas y se convirtieron en buenos amigos. Muchos se dieron cuenta de que eran el uno para el otro e insistieron en que salieran, ellos no se resistieron y al poco tiempo formalizaron su relación.

Desde ese momento sus vidas se llenaron de felicidad y ellos se volvieron inseparables, y aunque estudiaron carreras muy diferentes, viajaron juntos a Boston a hacer sus maestrías. Allí Daniel decidió proponerle a Marcela que unieran sus vidas y se le ocurrió una romántica y diferente idea para esto: la invitó a un picnic luego de una caminata, en la que las hojas naranjas típicas del otoño ambientaban su escena de amor, ella no titubeó y en medio de una reserva forestal le dio el si.

Se casaron en septiembre de 2013 en Tenjo y Victoria Holguín de Efeunodos hizo el registro fotográfico de esta hermosa boda llena de detalles, buenos amigos y diversión.

Los Proveedores de esta Boda:

Fotografía: Efeunodos
Locación: Hacienda Los Laureles
Catering: Bodega y Cocina
Decoración: Familia de la Novia – Flores de Montecarlo Gardens
Vestido de Novia: Casa de Greta – Laura Laurens
Vestido de Novio: Hacket
Zapatos de Novia: BHLDN
Zapatos de Novio: Clarks
Maquillaje de la novia: Tia de la novia
Peinado de la Novia: Max Peluquería
Música de la Ceremonia: Humberto Quintero
Música de la Fiesta: Peter Manjarres, Orquesta CALÉ, DJ Nicolás Rojas

(0)

Qué tal una historia de amor de aquellas en que se pide la mano de la mujer amada mientras se surcan los cielos en un globo aerostático? Pues una propuesta como ésta se le ocurrió a Juan Carlos, una invitación para ver la salida del sol y una petición de mano a Lina, su novia desde cuarto semestre de universidad.

De ahí solo podía venir una boda llena de detalles, donde los novios participaron en su decoración con el mismo ímpetu que su viaje en globo. Hermosos arreglos florales en baldes de latón y en tarros de vidrios, pompones de papel, pacas de heno, conejos tejidos en un pequeño globo y muchos otro detalles más, lograron que esta pareja imprimiera en su matrimonio un sello personal a través de pequeños motivos de cosas importantes y significativas para ellos.

Su familia e invitados los acompañaron en un ambiente de boda campestre en una hermosa hacienda de Chia, donde disfrutaron de un delicioso brunch organizado por Bodega y Cocina, amenizado por música irlandesa con gaitas y tambores.

Los Proveedores de esta Boda:

Fotografía: Efeunodos
Locación: Granja Los Pinos
Catering: Bodega y Cocina
Vestido de Novia: Yanira Becerra
Velo Novia: Lo Boheme
Zapatos Novia: Santorini
Vestido Novio: Befit
Zapatos Novio: Domenico
Anillos: Reeds Jewlers
Musica: Shamrock Wings

(0)